Ultimate_Guide_For_Cleaning_A_Tent

Estás sacando tu equipo de campamento del armario de almacenamiento sonriendo ante cada recuerdo que hiciste de tu última aventura al aire libre. Realmente fue un gran momento. Te acuerdas del surf con adrenalina, los hermosos rayos de sol que te despertaban cada mañana, e incluso la última noche que empacaste todo listo para regresar a casa.

Pero, ¿qué es ese olor a humedad del casillero? ¡Alcanzas tu tienda y, uh-oh, está cubierta de manchas oscuras de moho y flores grises de moho!

¡Ahora recuerdas esos excrementos de pájaros que no te molestaste en limpiar y la lluvia que lloviznaba esa mañana mientras trasladabas la carpa al auto!

Si eres un campista serio, encontrarás esos momentos en la vida. Las carpas se mojarán especialmente si está acampando en clima frío. También recogerán todo tipo de suciedad. La mejor manera de asegurarse de no arruinar su refugio en el bosque es dándole un buen lavado una vez que regrese a casa.

Aquí hay una guía rápida, con consejos sobre cómo limpiar una tienda de campaña, que le dará a esta pieza esencial de equipo de campamento una vida más larga y la preparará para la próxima vez.

Checa el clima

Necesita agua para limpiar su tienda y, como sabe, el agua a veces tarda una eternidad en secarse, especialmente en climas fríos. Por lo tanto, su tienda tardará unos días en secarse después de un buen fregado.

La mejor manera de hacerlo es elegir un día cálido. Consulta las previsiones meteorológicas. Si el día que tenías en mente resulta lluvioso, no te preocupes, aún puedes usarlo para reparar las costuras y otras partes dañadas. Su limpieza, sin embargo, tiene que esperar a que llegue un día soleado.

Obtener suministros de limpieza

Por supuesto, limpiar una tienda de campaña puede ser tan simple como rociarla rápidamente con la manguera de su jardín, pero si invirtió mucho dinero en ella, es posible que desee adoptar un enfoque más inteligente. Como tal, necesitará obtener los siguientes suministros:

  • Detergente suave
  • un paño suave
  • Limpiador de carpas o cualquier otro limpiador diseñado para equipos y dispositivos de campamento
  • Recipiente grande (puede usar su bañera si es lo suficientemente grande)
  • Agua tibia

Si lo ha notado, no hemos enumerado ningún producto químico elegante, porque el proceso no tiene por qué ser complicado en absoluto. De hecho, un balde de agua tibia, su jabón para lavar platos y una esponja harán el trabajo de manera excelente.

Evite la lejía y los detergentes fuertes ya toda costa. Estos arruinarán la tela e incluso pueden hacer que su tienda de campaña sea completamente inútil.

Busque daños

Arme su tienda de campaña, de la misma manera que la instaló cuando acampa y revise cada sección para ver si hay roturas o daños. Preste mucha atención a la solapa y las costuras.

Si hay un desgaste excesivo, repare antes de proceder a limpiar la tienda. Trate siempre de mantener su tienda de campaña en las mejores condiciones. No ignores ni el más mínimo desgarro, ya que podría terminar empeorando cuando comiences a fregar la tela.

Limpiar la carpa

  1. Desenganche la tienda y agítela para eliminar la suciedad y los escombros sueltos, incluidas hojas, agujas de pino, conos, etc.
  2. Vierta una pequeña cantidad de detergente en una esponja y limpie suavemente todas las áreas extra sucias.
  3. Llene con agua tibia un recipiente grande (o bañera) y agregue su limpiador suave. Asegúrese de seguir las instrucciones de la botella para saber qué cantidad de limpiador debe usarse con qué cantidad de agua.
  4. Abre la cremallera de las puertas de tu tienda y dale la vuelta.
  5. Sumerja la tienda y su lona en el recipiente de agua y déjelas en remojo. Vuelva a consultar las instrucciones para ver cuánto tiempo debe permanecer sumergida la carpa en el agua.
  6. Enjuague su tienda de campaña drenando el recipiente y llenándolo nuevamente con agua limpia. Repite este proceso tantas veces como sea posible hasta que hayas quitado todo el jabón de la tienda y la lona. Asegúrese de que estos dos no se sequen con agua jabonosa porque el agua jabonosa puede ser bastante difícil de eliminar.
  7. Arme su tienda de campaña o cuélguela en un área sombreada para que se seque. Es posible que el agua tarde un poco en secarse por completo de la tienda, por lo que deberá tener un poco de paciencia.

Limpia profundamente tu tienda

Ya sabes cómo limpiar una tienda de campaña después de uno o dos días en el desierto, pero ¿y si te olvidaste por completo de hacer esto y ahora tu tienda está mohosa y huele mal?

Hacer una lista de equipaje para acampar y revisar las cosas a medida que las metemos en el automóvil es fácil y agradable, pero una vez que regresamos del viaje, a veces estamos tan agotados que lo único que queremos es descargar el automóvil y descansar bien.

Olvidamos que algunas piezas de equipo, como carpas y sillas de campamento, deben limpiarse y secarse antes de guardarlas para el próximo viaje. Otras veces, los limpiamos, sí, pero no les damos suficiente tiempo para que se sequen por completo. ¿El resultado? El moho y los hongos florecen: lo último que querías en tu equipo.

Pero aún no todo está perdido, puede deshacerse de esta flor funky con una limpieza profunda para que su equipo vuelva a estar en forma.

Para deshacerse del moho, los hongos y el mal olor, necesitará un limpiador enzimático. Hay varios limpiadores de enzimas que puede usar en su tienda. Solo asegúrate de que el que elijas sea el adecuado para tu tejido.

Siga atentamente las instrucciones de la botella, especialmente para saber cuánto tiempo debe dejar la tienda empapada en el limpiador. Remojar la tela por más tiempo de lo especificado podría provocar una hidrólisis donde el agua rompe los revestimientos impermeables de su tienda. Cuelga la carpa o arrójala en un lugar cálido para que se seque.

Dale a tu tienda un toque final

Give_Your_Tent_A_Finishing_Touch

Después de que la carpa esté completamente seca, verifique si todo sigue funcionando como debería. Parche de costuras rotas. Reemplace la malla dañada.

¿La tienda deja entrar el agua? Obtenga un producto de sellado e impermeabilice su tienda.

Frote las cremalleras para eliminar los restos de moho y arena. Aplique un lubricante a los dientes y si hay cremalleras rotas, repárelas o reemplácelas. Suponemos que ya sabe cómo arreglar la cremallera de un saco de dormir, por lo que la cremallera de una tienda no debería ser un problema.

Revisa los polos. ¿Todavía están polvorientos y arenosos de la última vez que acampaste? Consigue un paño húmedo y límpialos. Asegúrese de que estén completamente secos antes de devolverlos a su armario de equipo.

Almacenar la carpa, de la manera correcta

Una vez que su refugio portátil esté limpio, seco y en buenas condiciones de funcionamiento, dóblelo bien, de la misma manera que cuando lo compró. Vuelva a colocarlo en su bolsa de almacenamiento junto con sus postes, estacas, mosca de lluvia y todo lo demás que vino con él.

Asegúrate de que el lugar donde lo guardes esté completamente seco, ya que cualquier área húmeda hará que la tienda se vuelva mohosa y mohosa nuevamente.

Consejos adicionales para la limpieza de la carpa

  • Cuando instale su carpa para que se seque, evite la exposición a los rayos UV a toda costa. Estos son peligrosos y desgastarán la tela de su tienda con el tiempo. Recomendamos ponerlo a la sombra y alejado de objetos punzantes.
  • Si no va a limpiar su tienda de campaña inmediatamente después de su viaje de campamento, déjela secar antes de empacarla. Además, elimine la suciedad, las rocas, las ramas y las hojas que puedan ocultar insectos y otros microorganismos espeluznantes.
  • Nunca use una lavadora para limpiar una tienda. Limpiarlo a mano con agua tibia y un detergente suave como se explica en esta guía.
  • No use un agente blanqueador en su tienda. Utilice limpiadores diseñados para la limpieza de tiendas de campaña.
  • Después de la lluvia o el rocío de la mañana, solo desenganche la carpa después de que se haya secado por completo. De esa manera, no tendrá que esperar a que se seque más tarde para guardarlo si no planea limpiarlo de inmediato.
  • Si va a colocar su tienda para que se seque, asegúrese de que las cremalleras estén abiertas para que no se acumule humedad en el interior.
  • Al plegar la carpa para guardarla, deje escapar todo el aire abriendo las puertas y ventanas. Esto hará que rodar sea mucho más fácil.

Resumen de FreeDeportes Surf

Una tienda de campaña es uno de los equipos de campamento más costosos, pero uno de los más frágiles. Si no se cuida adecuadamente, puede terminar siendo un tomador de dinero.

Los consejos anteriores sobre cómo limpiar una tienda de campaña podrían ser todo lo que necesita para mantener su castillo portátil en buen estado. Ya sea que sea un campista por primera vez o lo haya estado haciendo durante años, seguir esta guía le dará a su tienda una vida más larga. Sin embargo, asegúrese de hacer reparaciones constantes también en las áreas dañadas. Evite guardar su tienda de campaña en un área húmeda o cuando la tienda en sí esté mojada para evitar la acumulación de moho.

Más reseñas de camping:

Fuentes

  1. Cómo limpiar una tienda de campaña, howtocleanstuff.net




Otros artículos escritos por nuestros expertos: